Las recetas de Lucía
Mis recetas para compartir

Quiche de puerros y salmón ahumado

Por lasrecetasdelucia el 18 de enero de 2014 | 18:27

Hace tiempo que tenía ganas de hacer una quiche, pero por una cosa o por otra no me ponía a ello, hasta hoy.
Es un plato muy sencillo de hacer si como en mi caso compráis la masa quebrada ya elaborada, hoy ha sido así porque estaba muy liada en la cocina, pero como tampoco es complicado hacer la masa, la próxima vez será todo casero.


Es una quiche un poco a mi manera pues no lleva queso, no sé si todas lo llevan o no, pero como a mí no me gusta, pues no se lo pongo, pero al que le guste que se lo ponga, seguro que queda más sabrosa.

Ingredientes: 
1 lámina de masa quebrada
2 huevos
200 gr de leche evaporada Ideal o nata para cocinar 
3 puerros, la parte blanca
Salmón ahumado



Elaboración:
  1. Precalentamos el horno a 200º
  2. Untamos con un poco de mantequilla o aceite un molde desmontable, el mío es alargado y no es el más tradicional, pero no tengo otro y hay que utilizar lo que hay, que ya tengo demasiados cacharros en la cocina.
  3. Forramos el molde con la masa quebrada y pasamos por encima el rodillo de cocina para recortar los bordes, pinchamos ligeramente con un tenedor sin llegar a perforar la masa y lo cubrimos con papel de hornear y colocamos unos garbanzos encima para que al hornear, la masa no suba.
  4. Cuando veamos que la masa toma color, la sacamos del horno y reservamos, queda un molde precioso, como una tartaleta.
  5. Mientras se hornea la base, cortamos finamente los puerros y los pochamos en una sartén con un poco de mantequilla y aceite de oliva y un poco de sal hasta que estén blanditos.
  6. Cortamos el salmón en tiras finas y le damos una vuelta rápida en la sartén que tenemos los puerros.
  7. Batimos los huevos con la leche evaporada, un poco de sal y añadimos la mezcla de puerros y salmón.
  8. Vertemos todo el conjunto sobre la tartaleta de masa quebrada, repartimos bien y lo introducimos en el horno unos veinte minutos aproximadamente o hasta que pinchéis con un palillo y salga limpio.
Y así es como me ha quedado, muy rica, muy suave y jugosa. Se puede comer templada o fría y se pueden cambiar los ingredientes por otros que os gusten, pero la proporción de huevos y nata o leche evaporada es la correcta.
Está muy bien para llevar al campo, al trabajo, para cenar... 



Me he inspirado en la quiche de salmón y puerros de recetas.telva.com

Dificultad:
comparte

2 comentarios :

  1. Buenísima. La hice la semana pasada y voy a repetir. Eso si, con queso que a mi me encanta.
    Vanesa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues prueba a sustituir el salmón por beicon, está para chuparse los dedos!
      Un besín

      Eliminar

Estaré encantada de recibir tu comentario: